sábado, 27 de febrero de 2010

La tecnología de nuestro lado

Mucha agua ha corrido en el rio desde los tiempos en que las cartas escritas a puño y letra eran una de las maneras más románticas de declarar el amor. La tecnología avanza y aunque para algunos ese método no ha pasado de moda, es verdad que todo cambia … todo cambia.

En la década del noventa se manifestó un cambio tecnológico que representó una modificación radical en la manera de comunicarnos con los demás. En esos años se produjo la primera gran expansión de Internet y, de la mano de este avance, también llegó un cambio social y cultural para gran parte del planeta.

Un largo camino hemos recorrido desde las primeras salas de chat, el ICQ, el MSN y los demás mensajeros. Hoy es una realidad el exponencial crecimiento de Facebook, Twitter y las demás redes sociales.

En este mundo, donde la tecnología nos acerca todo de manera mucho más sencilla que años atrás, lo importante es saber cómo utilizarla a nuestro favor. En la actualidad es común enfrentarnos a cuestionamientos sobre la privacidad en Internet, pero hay algo esencial que debemos tener siempre presente: lo que hagamos con nuestra intimidad y nuestra vida privada depende en primer lugar de nosotros.
Pensar qué vamos a publicar en una red que puede ser vista por otras personas, ya sean fotos o anécdotas o confesiones, debe ser una decisión que tomamos y pensamos antes de hacerlo. Es decir, si abrimos la puerta de nuestra casa, debemos tener en cuenta lo que eso trae aparejado. Quien busca intimidad siempre puede tenerla, pero hay que saber cómo mantenerla.

Claro está que eso no quita que los sitios donde participamos deben ofrecernos garantías de privacidad en sus normas de convivencia, ya que eso también los hace más confiables y ayuda a construir comunidades más seguras. Pero no debemos entrar en el facilismo de caer sobre los demás en aspectos que deben partir de nosotros.

La tecnología es una herramienta maravillosa para trabajar, para entretenernos o para generar y mantener lazos sociales que pueden superar la barrera de la distancia. Las ventajas con las que contamos hoy en día son inmensas y están al alcance de la mayoría de las personas, lo cual democratiza aún más su potencial. Poner esas herramientas de nuestro lado nos puede ayudar, pero siempre debemos ser inteligentes para que esto ocurra y así disfrutar al máximo todo lo que la tecnología nos puede dar.

Como dice el tango ¡cómo cambian las cosas los años! … aunque esa afirmación no siempre es mala ¿verdad? ;)

La fotografía que se incluye junto al texto de esta entrada pertenece a la galería de dichohecho y es compartida bajo licencia Creative Commons.

0 comentarios:

Artículos relacionados


Más vistos